Punto de Contacto Central

A partir del 1 de septiembre de 2018 todas las entidades de dinero electrónico y entidades de pago de la UE que operan en España sin sucursal ni filial deben disponer de un punto de contacto central si cumplen los requisitos exigidos por el Reglamento Delegado.

En Apreblanc disponemos de personal especializado en realizar las funciones exigidas por la normativa a estos puntos de contacto central, así como una amplia experiencia con clientes de dinero electrónico y servicios de pago.

Entre las funciones que como Punto de Contacto Central podemos externalizarle destacamos:

  •     Asesorar a la entidad de origen en las medidas necesarias para el cumplimiento de la normativa española.
  •     Supervisar el cumplimiento de la normativa española respecto a la actividad en España.
  •     Reportar a la dirección/administración de la entidad de origen respecto a todas las deficiencias y errores detectados.
  •     Adoptar las medidas adecuadas para corregir las deficiencias detectadas.
  •     Organizar e impartir las formaciones necesarias respecto de los empleados en España.
  •    Representar al Sujeto Obligado ante el SEPBLAC y otras autoridades competentes.
  •    Realizar los trabajos de detección y análisis de operaciones sospechosas.
  • Están obligadas a disponer de un punto de contacto central las entidades de dinero electrónico y entidades de pago de la UE que operen en España sin sucursal o filial y que cumplan alguno de los siguientes requisitos:
  •            - Más de 10 establecimientos.
  •            - El importe acumulado del dinero electrónico distribuido y reembolsado, o el valor acumulado de las operaciones de pago ejecutadas por los establecimientos ascienda a más de 3 millones EUR por ejercicio financiero o haya superado los 3 millones EUR en el ejercicio anterior
  •            - Cualquier otro criterio que adopte la normativa española.