El juez libra a Andorra la Rogatoria número 19 en busca del dinero ‘lavado’ por Josep Pujol

Suma y sigue en el caso Pujol. El titular del Juzgado Central de Instrucción Número 5 de la Audiencia Nacional, el juez José de la Mata, ha cursado la decimonovena Comisión Rogatoria al Principado de Andorra buscando más fondos presuntamente blanqueados por la familia Pujol.

Con este objetivo, el togado solicita cooperación jurídica internacional al país andorrano y se dirige a la entidad financiera Vall Banc, heredera de la Banca Privada de Andorra (BPA), para que le informe de “todos los productos financieros que Josep Pujol Ferrusola tiene o ha tenido en dicho banco andorrano”.

En concreto, el instructor acuerda esta diligencia después de recibir un informe de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal de la Policía (UDEF) donde se detallaba que existen indicios de que el clan Pujol –en concreto, el primogénito Jordi junto con su hermano Josep y la ayuda de Jorge Barrigón Lafita- blanqueó presuntamente dos millones de euros simulando préstamos para comprar la empresa Cat Helicopters S.L.

Barrigón Lafita, también imputado en la Audiencia Nacional, es el dueño de la mercantil de helicópteros ahora investigada y está señalado como “cooperador necesario” del supuesto delito de blanqueo de capitales.

Información bancaria
En un nuevo auto, al que ha tenido acceso El Independiente, el magistrado solicita que Andorra le entregue todas las “trasferencias emitidas o recibidas, órdenes de pagos, reintegros e ingresos, pagos y cheques compensación” que figuren en el banco Vall Banc a nombre de Josep Pujol Ferrusola.

En la resolución, De la Mata subraya que acuerda dichas diligencias porque “resultan pertinentes, necesarias y proporcionadas a los fines de la presente instrucción, en averiguación de los hechos y presuntos delitos objeto de ésta, pudiendo conducir la práctica de las mismas, en los términos y circunstancias que seguidamente se indicarán, al esclarecimiento de los hechos objeto de investigación y a la determinación de la eventual responsabilidad de los investigados y de las sociedades objeto de investigación en autos y relacionadas con los mismos”.

El magistrado, en consonancia con la Fiscalía Anticorrupción, sospecha que los hijos del expresidente de la Generalitat blanquearon dos millones de euros a través de complejas operaciones financieras basadas en préstamos ficticios. En este sentido, la Agencia Tributaria detectó que Josep Pujol Ferrusola retiró en el año 2009 un total de 900.000 euros de su cuenta de la BPA para la compra de acciones de la sociedad Heliand S.A “cuando en realidad podrían tener como destinatario a su hermano Jordi”. La UDEF ha detectado que la compra de las citadas acciones nunca se llegó a materializar y el citado dinero volvió a las cuentas de la familia Pujol.

 

09/01/2018

Fuente: Elindependiente. com