Rosell compró una masía a través de una sociedad investigada por blanqueo

El ex presidente del FC Barcelona Sandro Rosell, en prisión provisional desde el pasado mes de mayo, se sirvió de su sociedad Bonus Sports Marketing S.L., investigada por presunto blanqueo de capitales por la Audiencia Nacional, para adquirir una masía de 800 metros cuadrados y tres hectáreas de terreno en la localidad gerundense de Corçà. La compra de esta propiedad es investigada por un juzgado de La Bisbal en Girona desde hace siete años por una presunta estafa de tres millones y medio de euros del abogado y socio de Rosell, Manuel Guillén. Aunque la titularidad del inmueble quedó finalmente en manos del entonces máximo mandatario azulgrana.

Rosell se encuentra actualmente en prisión provisional, ordenado el pasado mes de mayo por la titular del Juzgado Central de Instrucción número 3 de la Audiencia Nacional, la juez Carmen Lamela, por el presunto blanqueo de 15 millones de euros desviados supuestamente a paraísos fiscales procedentes de comisiones con partidos amistosos de Brasil. Las operaciones se habrían realizado a través de la entidad Bonus Sports Marketing SL, al igual que la masía de Corçà. Sin embargo, la causa de la masía de Corçà se ha mantenido en los Juzgados de La Bisbal y el caso no se ha resuelto aún, pese a llevar más de siete años en esta sede judicial y haber pasado por las manos de varios jueces.


Dos operaciones
Al menos dos operaciones de Sandro Rosell para adquirir la masía de Corçà con Caixa Catalunya se habrían realizado a través de Bonus Sports Marketing S.L. en pequeños pagos. Así, el 29 de marzo de 2009 esta sociedad efectuó una transferencia de 100.000 euros. Unos días después, el 8 de mayo de ese año la sociedad investigada por blanqueo realizó otra transferencia a la entidad bancaria de 300.000 euros. La adqusición de este inmueble de lujo se habría realizado a través de una financiación de 730.000 euros de un préstamo de Caixa Catalunya a favor de Rosell. Esta cantidad no figura en el registro de la propiedad. Hasta alcanzar la suma de 1.130.000 euros. Muy alejado del valor de tasación de la finca.

La operación de compra de la masía ha salpicado a Caixa Catalunya (luego Catalunya Banc), entidad absorbida actualmente por el BBVA, a través de la cual se efectuó la operación de compra de la propiedad por una cuarta parte de su valor de tasación. La entidad Tompli SL, antigua propietaria de la masía, se querelló también contra este banco por la supuesta cooperación en este delito. De acuerdo con las últimas pesquisas, al proceder el dinero de Bonus Sports Marketing, investigada por blanqueo de capitales y cuya administradora era la mujer de Sandro Rosell, la entidad no habría cumplido con la obligación de investigar la procedencia de este montante económico.

La sociedad que adquirió en un principio la masía de Corçà interpuso una demanda civil contra la entidad financiera ante el Juzgado de Primera Instancia número 3 de Barcelona, al entender que Caixa Catalunya se habría enriquecido de manera ilícita en esta operación. Dicho órgano judicial desestimó la acción civil. No obstante, la magistrada Emilia Puga apostilló en la resolución, dictada el 18 de marzo de 2016, que "efectivamente alguna maquinación pudo existir para la adjudicación del bien a terceros", al tiempo que señalaba la vía penal como la más adecuada para emprender acciones legales en este caso.

Cuando el abogado de la entidad financiera fue requerido para que aportara en dicho Juzgado de Primera Instancia la transferencia efectuada presuntamente por Sandro Rosell y Bonus Sports Marketing SL el 11 de mayo de 2009 por valor de 1.130.000 euros (730.000 por el préstamo de Caixa Catalunya y 400.000 de Bonus Sports Marketing SL), el letrado aseguró, en un escrito fechado el 8 de abril de 2014, que no podía adjuntarse el original "puesto que ha sido destruido, al tratarse de un documento derivado de una transacción ordinaria que tuvo lugar en 2009".

Los hechos se remontan al 17 de junio de 1998. Por aquel entonces la sociedad Tompli SL adquirió la masía en la localidad de Corçà, en el Baix Empordà. El conjunto consta de un edificio principal de 809 metros cuadrados y dos edificaciones adjuntas –antiguos cobertizosde 200 metros cuadrados, al que habría que sumar un pabellón, de construcción posterior, de otros 285 metros cuadrados. La finca ocupaba una superficie de unas tres hectáreas. En el año 2002, la casa estaba tasada en 3.766.248 euros, más un valor complementario de 4% hasta alcanza un valor de 4.200.000 euros en 2009. Entonces, la sociedad solicitó a Caixa Catalunya financiación para una inversión y puso como aval la masía. El 24 de octubre de ese mismo año la entidad bancaria concedió un préstamo de 785.000 euros.

Refinanciación de la deuda
En el mes de abril de 2004, Tompli SL buscó una refinanciación de la deuda. Entonces, a través de la mercantil Mediterranean Capital Management de Manuel Guillén, abogado y socio de Rosell, se alcanzó un acuerdo para esa supuesta operación. El resultado fue bien distinto. Lo que se perfilaba en principio como una refinanciación, el 10 de abril de 2008, se tornó en una ejecución hipotecaria de la finca. Al poco tiempo de materializarse, la masía y toda la finca pasó a manos del entonces presidente del FC Barcelona Sandro Rosell, gracias a la mediación de su socio Manuel Guillén.

De acuerdo con la demanda interpuesta por la sociedad compradora inicial de la Masía, Caixa Catalunya actuó de manera "contrariamente a lo que es habitual". Así, ejecutó la primera hipoteca, adjudicó la finca valorada en cuatro millones de euros, cedió el remate a un particular por, solamente la primera hipoteca de 785.000 euros y el segundo préstamo hipotecario quedó sin garantía.

Hasta el momento los juzgados de La Bisbal han citado a declarar a Manuel Guillén en calidad de investigado por una presunta estafa en la adquisición de la masía de Corça y a Rosell para que prestara declaración como testigo. En el transcurso de la ´Operación Rimet´, realizada el pasado mes de mayo, la propiedad fue registrada por agentes de la Guardia Civil y de la Policía Nacional en la actuación contra el blanqueo de capitales en la que fue arrestado el exmandatario azulgrana. Sin embargo, la causa por el supuesto fraude en la compra de este inmueble se encuentra paralizada en la sede judicial de Girona.

Fuente: diariodemallorca.es

22/11/2017